Una muy sentida y especial Remembranza

Redes Cofrades Cieza/Antonio Jesús Hernández Alba

Un año más, las Cofradías de Jesús Nazareno y la Soledad se reunieron en la Basílica de la Asunción para recordar sus antiguos cultos en el acto conocido como "Remembranza", evento que cumple su quinta edición.

A las 19 horas, con el sonido del órgano de la Basílica, comenzaba la Sagrada Eucaristía de Remembranza, presidida por el consiliario de las dos cofradías organizadoras y párroco del templo, don José Antonio García López, quien ya lo hizo en la primera ocasión, hace cinco años. En esta ocasión, por causa de la pandemia, no fue posible ver el acostumbrado altar de cultos que reune a Nuestro Padre Jesús Nazareno y a María Santísima de la Soledad, como ocurría en el s.XIX. En su lugar, los guiones de ambas cofradías se colocaron juntos en el lado del evangelio del Altar Mayor.

Durante la celebración, el sacerdote hizo hincapié en la necesidad de recurrir a Cristo y a su Madre, al Salvador y a su principal Mediadora, que debemos tener todos los cristianos y en especial los Cofrades pues, sin ellos, nada es posible y nada en esta vida tiene sentido.

Como es habitual en esta celebración, la Eucaristía termino con el canto del himno "Salve Regina", mientras se incensaba a la imagen de nuestra Patrona, la Santísima Virgen del Buen Suceso Coronada, que sigue presidiendo el presbiterio del templo. En condiciones normales, hubiera sido María Santísima de la Soledad quien hubiera sido incensada, junto con Jesús Nazareno, pero al no estar presentes en el Altar ambas imágenes, se honró a la imagen de la Patrona de Cieza, pidiendole así a María que interceda por nosotros en estos tiempos tan difíciles.

Al finalizar la celebración, ambas cofradías entregaron al sacerdote un cuadro con el cartel del acto, obra de Antonio José Villa Vázquez y los medallones de las dos hermandades organizadoras.

Comentarios

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *